Posicionamiento a nivel mundial

Inbio > Posicionamiento a nivel mundial

Paraguay se mantiene firme en la sexta ubicación entre los 24 países del mundo que utilizan cultivos genéticamente modificados, según el informe publicado por el Servicio Internacional de Adquisición de Aplicaciones de Agrobiotecnología (ISAAA, por su sigla en inglés) y PG Economics.

Nuestro país registra 3 millones de hectáreas cubiertas con cultivos modificados mediante biotecnología, hecho que lo posiciona entre los seis mayores productores del mundo que mayor adopción de esta tecnología tiene.

Sólo se encuentra por detrás de Estados Unidos (75 millones de hectáreas), Brasil (50,2 millones de hectáreas), Argentina (23,6 millones de hectáreas), Canadá (13,1 millones de hectáreas), e India (11,4 millones de hectáreas).

Comparte la sexta ubicación con Paraguay, Pakistán que posee una similar superficie sembrada con cultivos genéticamente modificados. En este caso, nuestro país sufrió una leve disminución de área sembrada con OGM, mientras que el país asiático elevó su nivel de siembra.

También aparecen en el ranking, pero un poco más atrás, otros grandes productores de alimentos como China (2,8 millones de hectáreas), Sudáfrica (2,7 millones de hectáreas), Bolivia (1,3 millones de hectáreas) y Uruguay (1,1 millones de hectáreas).

El informe del ISAAA muestra que el área de cultivos GM en todo el mundo aumentó un 3 % o 4,7 millones de hectáreas en 2017.

La nueva cifra lanzada por el organismo especializado indica que los 24 países sembraron 189,8 millones de hectáreas.

El aumento se debe principalmente al incremento de las ganancias provocado por los elevados precios de las materias primas, la mayor demanda de los mercados, tanto locales como internacionales, y la disponibilidad de semillas con nuevas tecnologías.

A medida que más países en desarrollo aumentan el área cultivada con transgénicos y permiten que los agricultores adopten la biotecnología en la producción de alimentos, los pequeños agricultores perciben los efectos beneficiosos que esto tiene en sus vidas y en las de sus familias. De hecho, los países en desarrollo ahora totalizan el 53 % del área de cultivos modificados mediante biotecnología en todo el mundo.

Entre 1996 y 2016, PG Economics informó que a partir de los cultivos GM se obtuvieron ganancias de USD 186,1 mil millones para 17 millones de agricultores, muchos de los cuales eran mujeres o pequeños agricultores responsables del único sustento de sus familias y comunidades.